Peligro de incendio: cómo evitarlo

En verano el peligro de incendio se dispara y todos podemos colaborar a prevenirlos con nuestras acciones. No encender hogueras, no lanzar colillas o dejar vidrios colaborarán en evitarlo.

Las altas temperaturas, las zonas verdes sin limpiar y un mayor movimiento de personas por lugares de ocio hacen que en verano aumente drásticamente el peligro de incendio. El 2017 fue el segundo peor año de la década con más de 174.000 hectáreas quemadas durante los 12 meses y 52 Grandes Incendios Forestales (GIF).

Aunque 2018 ha sido un año más lluvioso y el calor ha llegado más tarde, siguen siendo válidas las precauciones de cada año para evitar el peligro de incendio y que no se repita el infierno que acaba con nuestros bosques cada año:

  • No enciendas fuegos: ni hogueras, ni quema de rastrojos ni barbacoas cuando el termómetro sube.
  • No utilices ni arrojes cerillas ni colillas en zonas verdes, así como basura en general que puede comenzar incendios o propagarlos más rápidamente.
  • Deja el coche en casa y disfruta de la naturaleza con precaución.

Si quieres saber más acerca de cómo prevenir incendios, te recomendamos que leas esta página de Protección Civil.  

Etiquetas: Ética